SERPENTO es una instalación interactiva desarrollada para la fachada digital del Centro Cultural Medialab-Prado en el marco de la convocatoria Juegos Reunidos 2017, dentro del programa del Área de Gobierno de Cultura y Deportes del Ayuntamiento de Madrid.

Institución:
Medialab-Prado, Ayuntamiento de Madrid

Año:
2017

Publicaciones:
‘Cuando la pantalla es la plaza’ en El País

Exposiciones y eventos:
Luna de Octubre, Ayuntamiento de Madrid. Octubre 2017
Programa OFF de Feria ARCO. Febrero 2018
Pabellón de España en la Bienal de Venecia. Mayo-Noviembre 2018

Equipo:
Marta Álvarez, Cris Argüelles, Cristóbal Baños, Carlos Burguete, Clara Harguindey, Ronte Escobar, Diego Iglesias, Carmen Mérida y Alberto Villar.

SERPENTO es una versión multijugador, masiva y urbana del “snake”. Una reinterpretación de uno de los juegos de arcade más míticos de la cultura digital, que escapa del autismo de nuestros dispositivos para ocupar la gran pantalla de Medialab-Prado y su plaza.

Frente al carácter individual del “snake”, SERPENTO es un juego para muchos. De hecho, cuantos más, mejor! Cada persona que entre en la plaza se convertirá en una réplica virtual de sí mismo. Los serpenteos analógicos de cada individuo por el plano físico se trasladarán a la posición virtual de una nueva serpiente en la pantalla. Así, uno estará a la vez en la plaza y en la pantalla. La plaza se convierte en la pantalla y, la pantalla, en la plaza.

Es precisamente en esta hibridación entre lo físico y lo virtual donde surge la acción social. Ya no estamos solos enfrentándonos a nosotros mismos, sino que las personas que nos rodean son las que componen el paisaje de obstáculos, posibles aliados y objetivos comunes que convierten nuestro paso por la plaza en una experiencia diferente. Un juego sin principio ni final ni límites al que cada persona que quiera puede unirse en cualquier momento.

La materialidad de la plaza se ve afectada por el juego, instalando una serie de marcas y señales que transforman el pavimento en aumentado, implementando las instrucciones y otras funciones del juego en el mismo. SERPENTO coloniza no solo la pantalla, sino también la plaza.

La identidad de SERPENTO parte de los condicionantes de la pantalla de baja resolución. Para el display de los textos se desarrolló una fuente específica en 8-bits con un número reducido de píxeles por letra que en tamaños múltiplos de 16 se adaptaba perfectamente a la resolución de la pantalla de 192×157 px.

El sistema de tracking se realizó utilizando una cámara de videovigilancia estándar situada en la esquina superior derecha de la pantalla. Para optimizar el posicionamiento se desarrollaron unas pequeñas linternas que agudizaban el sensor. El movimiento de las serpientes se realizó con cinemática inversa para conseguir un efecto fluido y natural.